lunes, 31 de marzo de 2014

20140331 Semana de agua...

Pues algo habrá que hacer!!!



Qué no hombre!, qué no!
Apuntaros a un curso de Thermomix...

20140330 Primeras sensaciones con la Nucleon 34

Después de tantas dudas entre las tallas, quizás 31, quizás 34 por fin llegó el día de saber si habíamos acertado. Despegue largo y hundida a trimer suelto. Ya contábamos con la falta de empuje de la pala pero sorprendió que tanto trapo no quedara más flotón. Al menos por la talla no parece que vayamos a sacrificar velocidad...

lunes, 9 de diciembre de 2013

20131206 De libre en el Yelmo con el "profe".


¡¡¡Pues eso!!!, que este puente nos hemos ido a volar en libre al Yelmo, en Cortijos Nuevos, Jaen.

Nos hemos ido con Nico, de la escuela de parapente de Madrid al cielo, http://www.madridalcielo.com/ ,  y nos lo hemos pasado en grande. Nos hemos juntado más de veinte gorriones entre pilotos, pilotas y copilotas, aparte de Miguel, un piloto local que nos acompañó y voló, contándonos secretos de la zona.

Como podéis apreciar en las fotos el paisaje es espectacular y el aterrizaje muy divertido, aunque se pueden encontrar otras alternativas más sosas...

En fin, que lo hemos pasado en grande, bbq incluida.

Lo mejor!!!, qué volvemos con nuevos amigos.

Repetiremos!






martes, 19 de noviembre de 2013

20131109 II Competición de Paramotor Real Sitio de Aranjuez 2013

Esta fue la primera vez que asistimos a las concentraciones que organiza Javier, de Locosxvolar, y la primera vez también que volamos en su campo. Pudimos ir Paco, Manuel, Pedro y yo.

El día prometía. Nos costó un poquito encontrar la entrada ya que tuvimos que usar una alternativa por estar la principal un poco embarrada. Carlos vino a nuestro rescate.

Cuando llegamos ya había mucho ambiente y empezaban a despegar los concursantes del veo veo.

El viento, flojo y variable, no regaló los despegues que se sucedieron hasta quedar el campo como lo encontramos, todo él con su agradable color tostado otoñal sin mas adornos de trapos de colores.

Finalmente, ya todos en el aire, descubríamos que no iba a ser tan placentera la jornada, constantemente recibíamos empujones en todas direcciones, como si estuviéramos en unos grandes almacenes y todos quisiéramos el ultimo pantalón de moda... (Jajaja, tampoco fue para tanto!)

Llegó el momento del aterrizaje y se acabo el orden. Decenas de pequeñas aeronaves procedentes de todas las direcciones se disponían a meterse en unos pocos metros cuadrados...

“¡Cuidado!, ¡cuidado!”, y “quita que entro”, fueron manidas frases en breve espacio de tiempo. Como pudimos, nos repartimos el espacio y todos entramos casi de golpe, a excepción de algunos valientes que aguantaron unos minutos más en el aire.

Tuve que salir corriendo dejando a los compañeros almorzando y charlando. A la tarde ya no se pudo volar...

¡Nos veremos en la siguiente!

Aquí unas fotos!!




Y por allá unos vídeos...




Queremos agradecer a Javier su trabajo y esfuerzo.
¡¡¡Cómo anfitrión no tiene precio!!!